Noticias


Los autos de 2013 'van en la dirección correcta'

octubre 04, 2012, David Caraviello, NASCAR.com



Los autos de 2013 'van en la dirección correcta'

TALLADEGA, Ala. -- Kasey Kahne venía tercero entre los cuatro autos que estaban en pista el miércoles en el Talladega Superspeedway cuando Jeff Burton se acercó por detrás de él. El vehículo que venía más atrás no le dio un empujón al de adelante -- de hecho, ni siquiera se tocaron. Pero aun así eso fue suficiente para que el piloto de Hendrick Motorsports se adelante por la línea y quede primero.

"No me tocó, sólo vino por detrás", describió Kahne. "Había cuatro autos en la pista, y yo pasé del tercer al primer lugar. Ahora, a veces ni siquiera quieres salirte de la línea con el auto, por temor. Irán por ti. No puedes hacer ese tipo de cosas. Creo que si puedes sentir eso hoy, sin tantos autos cerca, definitivamente lo sentirás cuando las velocidades sean más altas y haya más autos en la pista".

"La mayor preocupación es cómo se comportan los autos en el draft, cómo reaccionan en el draft, y obviamente apuntamos a que haya más competencia uno contra uno."

--ROBIN PEMBERTON

Y esa fue, en esencia, la razón por la que los dos pilotos y los representantes de NASCAR abandonaron la gran pista de bridas restrictoras tan emocionados por lo que podrán albergar las Daytona 500 de la temporada que viene. El miércoles marcó la tercera vez que el modelo 2013 de los autos de la Copa Sprint salió a la pista, pero fue el debut para esos vehículos en el draft, y el consenso al final de la prueba de seis horas fue que los pilotos quizás han tenido un poco más de control sobre sus propios destinos que el que actualmente disfrutan en Daytona y Talladega.

"Veremos qué se necesitará en cuanto a tamaño de la brida y algunas otras cosas, pero la mayor preocupación es cómo se comportan los autos en el draft, cómo reaccionan en el draft, y obviamente apuntamos a que haya más competencia uno contra uno y a alejarnos del drafting en tándem que veíamos hace algunos años en Daytona", dijo Robin Pemberton, vicepresidente de competición de NASCAR. "Todo lo que recabamos por parte de los pilotos y equipos hasta ahora es muy bueno".

Siete pilotos que representaron a los tres fabricantes participaron en la prueba del miércoles, la cual provino tras el primer movimiento de los autos de 2013 en noviembre pasado en Homestead, y tras una sesión de Goodyear en agoto, donde la meta principal fue quitarle peso al vehículo para aumentar la resistencia de las gomas. NASCAR les pidió a los pilotos presentes el miércoles que intentaran hacer drafting entre dos autos, y Ricky Stenhouse Jr. dijo que esos pares eventualmente se concretaron y que fueron alcanzados por autos individuales. Los pilotos parecieron más contentos con el hecho de que pudieron realizaron una mejor tirada por su cuenta en el draft, algo que no pueden hacer frecuentemente con los actuales autos.

"Sí le permite al que viene en tercer lugar tener algunas opciones", dijo el director de la Copa Sprint John Darby. "Puede abrirse y pasar por delante en lugar de quedarse atrás".

Los fabricantes de la serie principal de NASCAR están rediseñando sus autos para la temporada que viene para darles más identidad con la marca, siguiendo el liderazgo de los populares y muy específicos de marca coches usados actualmente en el circuito de Nationwide. Los equipos recibieron permiso este verano para comenzar a construir las partes y piezas que debutarán en las Daytona 500 del 24 de febrero. El miércoles parecieron haber claras diferencias entre el vehículo de la próxima generación y el que se está utilizando ahora, distinciones que fueron más allá que las identificables parrillas delanteras y las líneas características.

"La forma en que el parabrisas delantero está inclinado es un poco diferente, tiene más ángulo y va un poco hacia atrás", dijo Stenhouse, quien manejará el N° 17 de Jack Roush en la Copa Sprint el año que viene. "El auto se siente más largo. Parece que es un poco más ancho. No tengo idea de cuáles son las dimensiones comparadas con las que tenemos ahora, pero se siente así. ... Hay algunos puntos ciegos en diferentes áreas. Estas son cosas a las que tenemos que acostumbrarnos. En cualquier momento puedes cambiar algo, es diferente al comienzo y quizás no te guste, pero te adaptas a eso y le tomas la mano. Esa es otra razón por la que pienso que fue bueno estar aquí hoy".

Kahne dijo que alcanzó más de 204 mph en el draft, y que su mejor récord de vuelta fue de 198 mph. Dado que las partes delanteras de los autos de 2013 no concuerdan con los paragolpes traseros como sucede con los actuales vehículos, el piloto de Hendrick dijo que los vehículos cambiaron de lado mucho en el draft -- y eso pasó con sólo siete autos en pista. ¿Con 43? "Diría que en ocasiones causará algunos problemas", dijo.

"Siento que esto creará mucha más emoción -- buena para algunos, mala para otros", agregó Kahne. "Será mucho más fácil chocar con este auto. No en el mal sentido. Si te estropean, si un auto se lanza delante de ti, si presionas en la esquina equivocada del auto, habrá un accidente. Diría que con la forma que tiene ahora, este auto es mucho más azaroso y se mueve mucho más que el otro, y eso genera una gran competencia".

Aun así, los pilotos se mostraron contentos con las tiradas que pudieron generar por sus propias cuentas, lo cual queda en contraste con la ayuda que necesitan para moverse en medio del tráfico hoy en día en las carreras con bridas restrictoras -- como el evento del domingo por la Copa Sprint en la misma pista de 2,66 millas de Talladega. El miércoles NASCAR empleó el mismo tamaño de apertura de brida que planea usar este fin de semana, posando la mayor parte de su atención en cómo se comportaron los vehículos en el draft. Aunque los autos de 2013 volverán a estar en pista el martes y el miércoles de la semana que viene en una prueba de Goodyear en Texas, la sesión del miércoles es la única prueba programada en una pista con bridas antes del Preseason Thunder del año que viene en Daytona, el cual precede a las Speedweeks.

Eso significa que los resultados de la prueba de Talladega podrían ser un gran pilar en el paquete de reglas para las Daytona 500 de 2013. "Es realmente importante", dijo Darby, sentado al lado de Pemberton. "No quiero hablar por Robin, pero creo que ambos nos sentimos mucho mejor al irnos de esta prueba que el año pasado".

Hace un año, NASCAR fue a Talladega tratando de erradicar el draft en tándem en preparación para las Daytona 500 de esta temporada. Los que estuvieron involucrados en la prueba del miércoles se fueron de Talladega considerablemente más optimistas que en aquel entonces.

"NASCAR está trabajando realmente duro para que funcionen mejor, para que las carreras sean más emocionantes", dijo Kahne. "Hubo cinco o seis de nosotros allí, y en verdad fue bastante dudoso y emocionante, y con el auto que tenemos ahora, no es tan así. Así que creo que estamos mejorando. Definitivamente estamos yendo en la dirección correcta. Eso es genial desde el punto de vista del piloto, porque podremos correr y pasarnos más, y es increíble desde el punto de vista del fan, porque tendrán un mejor show".