Noticias


Kenseth criticó los castigos de la NAscar

abril 25, 2013, Zack Albert, NASCAR.com

Dijo que son "enormemente injustos" y que los apelará

RICHMOND, Virginia a- Matt Kenseth dijo que la violación al reglamento con el motor del auto con el que ganó la STP 400 el domingo en Kansas fue un error honesto que no mejoró su desempeño y criticó los castigos de la NASCAR a él y su equipo.

"Creo que son altamente injustos", dijo Kenseth en el Richmond International Raceway. "Rayan en lo vergonzoso".

La NASCAR le quitó 50 puntos a Kenseth de la clasificación de pilotos, multó al equipo  Joe Gibbs Racing Toyota  en $200,000, suspendió a su Jefe de Equipo durante seis carreras y lo puso bajo probatoria hasta el 31 de diciembre y le quitó 50 puntos al dueño del equipo y le suspendió su licencia por seis carreras.

Todo esto después de su victoria en la carrera STP 400 de la Sprint Cup y la posterior revisión obligatoria realizada en el Centro de Investigación y Desarrollo de la NASCAR en Concord, Carolina del Norte, donde se descubrió que uno de los tubos que conectaban el motor del Toyota Camnry No. 20 çera demasiado ligero.

"No hubo ninguna ventaja competitiva, no hubo intención. Fue un error", dijo Kenseth, quien aclaró que el motor fue entregado al equipo por Toyota Racing Development. "JGR no tuvo control de nada. Ciertamente, machacar a Joe Gibbs como lo están hacienda y decir que no puede ganar más puntos como dueño en la clasificación con el auto 20 … no lo puedo entender. Me sorprende. Lo mismo con [el Jefe de Equio] Jason Ratcliff. No me siento mal por mi, pero Jason y Joe … no me podría sentir peor".

Kenseth dijo que el tubo conector del motor era 2.7 gramos más ligero que el peso reglamentario y aunque reconoce que era illegal, dijo que la severidad de los castigos son excesivos.

"Se pararon de la raya", dijo Kenseth. "No hubo ventaja alguna, fue un error y creo que eso debía tenerse en cuenta".

Ratcliff se mantendrá con el equipo y Kenseth para la carrera Toyota Owners 400 el sábado, mientras se procesa la apelación.

"Será como cualquier otro día", dijo Kenseth. "Confío en el proceso de apelación y espero que los que estén involucrados sean razonables y ojalá que lso castigos sean reducidos, como mínimo. Más allá de eso, creo que podemos pasar la página".

Kenseth, que está en su primer año cob el equipo Gibbs, ya ganó dos carreras esta temporada, pero ha abandonado dos de las primeras ocho carreras y la reducción de 50 puntos compromete sus posibilidades para avanzar al Chase de la Sprint Cup.

Tras el castigo, pasó del 8vo. puesto en la clasificación de pilotos al 14to.

"Habíamos empezado a escalar en los puntos. La temporada en joven todavía", dijo  Kenseth. "Honestamente siento que tenemos el equipo más fuerte en el garage, así que si hay un equipo con posibilidades de ganar el campeonato, somos nosotros".

Denny Hamlin – el compañero de equipo de Kenseth en JGR, quien está fuera de acción por una fractura por compresión en la espalda, dijo que los castigos no afectan directamente a su equipo, aunque se sienten en toda la organización.

"Definitivamente nos duele a todos y más que todo a los dueños", dijo Hamlin. "Es un castigo muy duro".