Noticias


NASCAR redujo sanción a Penske Racing

mayo 07, 2013, David Caraviello, NASCAR.com

Las suspensiones fueron reducidas, pero la deducción de puntos y las multas se mantienen. 

El castigo impuesto a Penske Racing después de la carrera de la Sprint Cup en el Texas Motor Speedway fue reducida este martes por el Director de Apelación de la NASCAR durante la audiencia de la apelación final.

John Middlebrook disminuyó las sanciones originales en la audiencia que se llevó a cabo esta tarde en el centro de investigación y desarrollo de la NASCAR en Concord, N.C. La decisión fue tomada seis días después de que el panel de tres miembros de la comisión anulara la primera apelación de Penske.

COBERTURA COMPLETA DE LA SERIE

Ver todos los artículos

Middlebrook mantuvo la deducción de puntos y las multas impuestas a los dos pilotos de Penske Racing Brad Keselowski y Joey Logano, pero redujo las suspensiones del personal clave de Penske de seis a dos semanas.

El fallo fue el quinto que Middlebrook, ex-ejecutivo de General Motors, ha hecho como Director de Apelación. En los cinco casos,  Middlebrook redujo la severidad de las sanciones.

En su mas reciente fallo el 20 de marzo de 2012, Middlebrook rescindió la deducción de puntos y las suspensiones emitidas al equipo No. 48 de Hendrick Motorsports luego que el auto de Jimmie Johnson fuera encontrado con algunas modificaciones ilegales sobre el pilar C durante una inspección en las 500 millas de Daytona. Aun así, Middlebrook mantuvo la multa de $100,000 impuesta al jefe del equipo, Chad Knaus.

En el caso de Keselowski y Logano, ambos fallaron a una inspección previa a la carrera del 13 de abril en Texas. Los oficiales de la NASCAR confiscaron partes ilegales que habían sido instaladas en las partes traseras de los autos.

El 17 de abril, la NASCAR dio a conocer que ambos equipos serían castigados con la reducción de 25 puntos del campeonato. El jefe de equipo Paul Wolfe, el jefe del auto Jerry Kelley y el ingeniero Brian Wilson, pertenecientes al equipo de Keselowski, así también como el jefe de equipo Todd Gordon, el jefe del auto Raymond Fox III y el ingeniero Samuel Stanley, del equipo de Logano, fueron suspendidos por seis semanas. Ademas, Wolfe y Gordon fueron multados con $100,000. Travis Geisler, Director de Penske Racing, también fue suspendido por seis semanas.

Todo el personal de Penske, que fue sancionado y que fue puesto en período de prueba hasta el 31 de diciembre, estuvo en servicio en las ultimas tres carreras mientras se llevaba a cabo el proceso de apelación. Estarán fuera de las carreras a partir de este fin de semana en el Darlington Raceway, luego no podrán ser parte de la NASCAR Sprint All-Star Race y el Coca-Cola 600 que tendrá lugar en el Charlotte Motor Speedway. Todos serán elegibles para regresar a sus laborales a partir del 31 de mayo en el Dover International Speedway.