Noticias


Patrocinadores  analizan relación con Michael Waltrip Racing

septiembre 11, 2013, Staff report, NASCAR.com

Patrocinadores  analizan relación con Michael Waltrip Racing
El escándalo de Richmond desató la reacción de sus principales patrocinadores

CHICAGO – NAPA Auto Parts y 5-hour ENERGY, los dos principales patrocinadores del equipo Michael Waltrip Racing anunciaron que están revisando su relación tras los incidentes ocurridos el fin de semana pasado en la carrera de la Sprint Cup en Richmond, que provocó severos castigos impuestos por la NASCAR.

NAPA Auto Parts es el principal patrocinador del Toyota No. 56 de Martin Truex Jr. y 5-hour ENERGY del Toyota No. 15 de Clint Bowyer.

NASCAR castigó a Truex Jr. y a Bowyer, junto a su compañero de equipo Brian Vickers con la deducción de 50 puntos, tras determinar que el equipo intentó “manipular los resultados” de la carrera en Richmond.

Como resultado, Truex Jr., quien había clasificado para el Chase Final por la Sprint Cup, cayó al puesto 17 de la Clasificación de Pilotos y quedó eliminado, por lo que Ryan Newman, del equipo Stewart-Haas Racing, avanzó a la post temporada de la NASCAR.

Michael Waltrip Racing también perdió 50 puntos de la clasificación de dueños y los tres jefes de equipo– Brian Pattie, Chad Johnston y Scott Miller – fueron puestos bajo probatoria hasta el 31 de diciembre.
Ty Norris, Presidente Ejecutivo, Vice Presidente y Gerente General de la organización fue suspendido indefinidamente.

Además, Michael Waltrip Racing deberá pagar una multa de $300,000.

El miércoles, representantes de NAPA Auto Parts, publicaron comunicados en la página de Facebook de la compañía para manifestar su decepción por las acciones tomadas por Michael Waltrip Racing durante la carrera Federated Auto Parts 400 en el Richmond International Raceway.

El mensaje hizo entender que como consecuencia, NAPA Auto Parts está revisando su relación con Michael Waltrip Racing .

“Las acciones tomadas por el equipo Michael Waltrip Racing este fin de semana que llevaron a las sanciones impuestas por NASCAR, son muy preocupantes”, dijo el comunicado. “Estamos decepcionados que uno de nuestros socios haya cometido un error de juicio tan grave. Además, hemos iniciado nuestra revisión propia para determinar el futuro de nuestra relación con Michael Waltrip Racing. La organización NAPA AUTO PARTS se enorgullece de su larga relación con la NASCAR. Compartimos la pasión con nuestros consumidores por un alto nivel de competencia y estamos determinados a tomar el mejor camino para nuestros consumidores, los fanáticos de la NASCAR y la organizacón NAPA”.

NAPA ha estado asociado con Michael Waltrip Racing desde su fundación en 2007, además de haber sido el patrocinador principal de su co dueño, Michael Waltrip, desde que manejaba para el equipo Dale Earnhardt Inc. Esta es la primera temporada de la extensión del contrato con Truex Jr. y el equipo del auto No. 56.

Por su parte, 5-hour ENERGY publicó el siguiente comunicado en su cuenta de Twitter:

@5hourenergy: “Respetamos los catigos impuestos por la NASCAR contra Michael Waltrip Racing y estamos revisando nuestras relaciones de patrocinio internamente. Agradecemos y apreciamos su paciencia”

Los representantes de Aaron’s, el patrocinador del auto No. 55 de Vickers, también se comunicaron con sus fanáticos a través de su página de Facebook, indicando que la compañía “aprecia la preocupación sobre la carrera en Richmond y la lealtad de los fanáticos de la NASCAR.

“Respetamos la decisión de la NASCAR […] y no aceptamos ninguna práctica que viole las reglas de la NASCAR”.

Toyota, que prové los autos a Michael Waltrip Racing, no se ha manifestado, sobre los incidentes desencadenados luego de que patinara su auto aparentemente de forma intencional para causar una interrupción por bandera amarilla al momento en que Newman lideraba la carrera y estaba encaminado a asegurar su puesto en el Chase Final como un Wild Card.

Posteriormente, Vickers paró en los pits sin razón aparente.

El Presidente de la NASCAR, Mike Helton, dijo que no han encontrado evidencias concluyentes de que la maniobra de Bowyer fuera “intencional”.

Sin embargo, la evidencia más clara, según Helton, fueron las instrucciones que recibió el piloto del auto No. 55 y la confusión creada consecuentemente, además de las conversaciones posteriores entre los miembros del equipo que fueron captadas por el radio.

“Esa es la evidencia más clara que encontramos tras revisar todos los detalles y lo que nos llevó a la conclusion que tomamos”, agregó.