Noticias


Batalla entre Johnson y Kenseth promete un final intenso

noviembre 04, 2013, Holly Cain, NASCAR.com

Siete puntos separan a ambos pilotos en la disputa del Chase por la Sprint Cup

Matt Kenseth estaba muy sonriente la noche del domingo al salir de su Toyota No. 20 de Home Depot en el Texas Motor Speedway, a pesar de haber perdido siete puntos en el campeonato de la Sprint Cup en relación a Jimmie Johnson, quien se encontraba celebrando a unos cuantos metros en el Victory Lane.

Johnson tuvo una actuación casi perfecta, luego de haber liderado 255 de las 334 vueltas de la AAA Texas 500, mientras que Kenseth tuvo que ideárselas para superar una penalización por exceso de velocidad y terminar en la 4ta. posición.

Siete puntos de diferencia entre ambos y dos carreras más para dar final a la temporada de la NASCAR Sprint Cup Series prometen un final intenso y lleno de emoción.

“Todavía estoy confiado; desearía estar siete puntos a la cabeza, pero aún así, al final del día, está en nuestras manos”, dijo Kenseth. “Si ganas las dos últimas carreras, las matemáticas todavía dicen que ganamos”.

“Creo que he tenido el mejor equipo y vamos a ir ahí y trabajaremos tan fuerte como podamos y ver dónde termina esto”, continuó Kenseth. “Si podemos hacerlo todo bien, podemos tener días como el que él (Johnson) tuvo hoy. Los hemos tenido todo el año. Me siento bien. Estoy confiado y ansioso de estar en Phoenix”, agregó.

Aún llevándose el trofeo de este fin de semana, Johnson no está dispuesto a asumir nada. Hace un año superó a Brad Keselowski por siete puntos en Texas y terminó perdiendo el campeonato.

“Espero que la historia no se repita”, dijo Johnson sonriendo. “Ese es el ejemplo perfecto de que algo no se termina hasta que se termina. El año pasado tuvimos ocho grandiosas carreras y dos malas y no conseguimos el campeonato. Es importante terminar fuerte. Todavía quedan dos carreras muy importantes”.

“He estado viendo mucho de artes marciales mixtas últimamente y puedes creer que alguien tiene la pelea ganada y no termina de esta manera”, continuó Johnson. “Así es como esto será. Matt no tuvo su mejor día y aún así terminó de 4to. Esto se extenderá hasta la última vuelta en Homestead y serán los errores los claves”.

“Estoy muy emocionado en relación a nuestro desempeño y a lo que hicimos aquí. Todos disfrutamos esto, pero aún quedan otras dos semanas de competición muy duras.

Mientras que el drama y el suspenso del título se mantiene entre el duelo de Johnson y Kenseth, algunos de los contendientes del Chase han caído en la tabla general.

Jeff Gordon, quien era el retador más cercano para Johnson y Kenseth, cayó tres posiciones en la tabla de puntos, luego que explotara una de las ruedas de su auto y se viera obligado a dirigirse a los garajes para luego terminar en la 38va. posición. 

Kevin Harvick y Kyle Busch se encuentran en la 3ra. y 4ta. posición a 40 y 52 puntos por detrás de Johnson, respectivamente. Carl Edwards, Ryan Newman y Kasey Kahne quedaron matemáticamente eliminados este domingo.

La NASCAR Sprint Cup Series volverá a la acción el domingo 10 de noviembre para correr la AdvoCare 500 en el Phoenix International Raceway.